El blog de Carme

fotocopia4

Llevo una temporada sin dedicar tiempo a este espacio, y es que he estado muy ocupada creando otro blog… además de un taller de escritura, para desarrollar mi recién estrenada afición a escribir; un concurso de poesía; otro de cuentos; los estudios de traducción i  el desarrollo  de un curso sobre Multimedia y Web 2.0 que estoy realizando en el Aula Mentor, en el que todos los trabajos deben ser colgados en un blog. De ahí la creación de mi segundo cuaderno de bitácora, el cual quiero emplear para desarrollar mi afición a escribir, en cuanto termine de utilizarlo para colgar los trabajos del curso del Aula Mentor.

Prometo publicar, cuando finalicen los concursos, algunos de mis escritos en El blog de Carmen.

Os dejo aquí un pedacito del último artículo de mi otro blog, como se trata de una traducción os la pongo en este blog también. La letra original está en árabe pero yo he utilizado la traducción al inglés y al castellano, de momento no llego al árabe,  para adaptarla al valenciano:

A child

writes on a wall

and fire buds between his fingers.

Beware, white helmets, of a child

between whose fingers buds the fire,

of a child who writes on a wall.

He writes a few stones,

a few trees

and a few poems.

Un niño

escribe en una pared

y el fuego surge de sus dedos.

Tened cuidado, cascos blancos, con un niño

de entre cuyos dedos brota el fuego,

un niño que escribe en una pared.

Escribe unas cuantas piedras,

unos cuantos árboles

y unos pocos poemas.

Un xiquet

escriu en un mur

i el foc sorgeix dels seus dits.

Compte amb el xiquet, cascs blancs,

dels seus dits brota el foc.

Un xiquet escriu en un mur,

unes poques pedres,

uns pocs arbres,

uns pocs poemes.

 

Lletra original: Mahmoud Derwish

Traducció al valencià: Carmen Raimundo
Veu: Oumayma El-Khalil
Melodia: Mardel Khalife
Arreglo: Paul Mounsey

Struggle no es un dulce típico alemán

¿Qué significa struggle para mi? Suena a postre, ¿no? Pero no, no se trata de eso… suena a  algo más, a algo que se hace con mucho esfuerzo y constancia. Últimamente esta palabra inglesa ha pasado infinidad de veces por mi cabeza: pelear, luchar contra las dificultades…”contra viento y marea” diría alguien en plena tormenta, intentando no perder el horizonte; un tanto recargado, sí,  pero así es como se siente una cuando trabaja, estudia y tiene una familia.

En estos últimos seis meses he tenido que empezar un trabajo nuevo; decidir si podría  con todas las asignaturas del segundo cuatrimestre en la universidad; hacer cábalas con mis horarios de trabajo y estudio; correr para coger el tren de los martes  tras la jornada laboral, mientras engullía un bocadillo  en el andén de la estación; tratar de no dormirme durante una clase y tratar de no pensar en los estudios mientras trabajaba… eso sin dejar de mencionar los fines de semana que me he quedado sin disfrutar de la vida familiar. El rendimiento en algunos exámenes ha bajado, ahí me han dado en mi orgullo, pero no puedo pedir más, con todo lo que he llevado a cuestas ya me puedo dar por satisfecha con los resultados obtenidos.

Las clases de Traducción, Documentación para traductores y Estilística me han traído de cabeza pero, al mismo tiempo, me han dado la oportunidad de trabajar en un equipo de traducción con 7 proyectos realizados en todo el cuatrimestre, ha sido agotador al mismo tiempo que enriquecedor. He pasado por el rol de traductora, editora, terminóloga, documentalista y project manager… aprender todas las facetas del trabajo de la traducción ha sido un descubrimiento: desde la exhaustiva búsqueda de términos para su correcta traducción, pasando por la documentación en la cultura y el tema de la traducción, la corrección y edición de los textos y, finalmente, la coordinación de un grupo de trabajo.

Además de todo ello, he aprendido a navegar por las bases de datos de bibliotecas universitarias de España, Europa y de alguna que otra parte de  nuestro globo terráqueo; siempre me consideré rata de biblioteca pero esta experiencia ha estado más cercana al  surfing on the Internet… hay que ver de cuantas maneras se puede acceder al los polvorientos estantes de una gran biblioteca! También he probado por primera vez  a ser intérprete detrás de unos auriculares… aunque en clase, pero ha sido más interesante de lo que yo me imaginaba, quizás algún día llegue a plantearme lo de ser intérprete… hasta ahora tan solo me atraía la idea de ser traductora, pero la interpretación me ha gustado, ¿quien sabe?

Hasta aquí mis reflexiones post-segundo curso de Traducción y mediación interlingüística. Quién sabe que experiencias tendré para contar durante el primer cuatrimestre del próximo curso…

Por cierto, aquí os dejo con una poca documentación sobre el sabroso postre típico alemán, Strudel, este sí que lo es, por si os animáis a conocerlo y degustarlo. Tiene buena pinta:

Mi blog es CO2 neutral

Mi pequeño granito de arena

Aunque este blog está enfocado a mi relación con el mundo de la traducción, no podía dejar pasar por alto uno de mis mayores compromisos vitalicios… mi preocupación por preservar el medio ambiente. Es una frase que queda muy bien hoy en día, como que está de moda… sí, pero es verdad que hace unos años me propuse pasar por este mundo dejando la menor huella posible, tratando de no alterar demasiado este nuestro ecosistema.

Siempre había tratado de reciclar y contaminar lo menos posible pero, de repente, un día me encuentro con las reflexiones de Jim Merkel y empiezo a pensar que no solamente se trataba de reciclar y no contaminar. Cuanta sensatez había en las palabras de este ex ingeniero militar, qué bonito era eso de ser consciente de la huella ecológica que provocamos, de intentar pasar por la vida como un caracol, sin alterar apenas nada, silencioso. Pausado… pero seguro:

         Lo que yo propongo es disfrutar de una gran calidad de vida con una                  huella pequeña. El reto de la sensatez ecológica consiste en convertirse en un experto en obtener el máximo a partir de lo mínimo. Se trata de consumir menos, vivir mejor e interactuar más con el entorno; a cambio, su vida tendrá más sentido.
Jim Merkel

Pues bien, así fue como comencé realmente a ser consciente de cómo podía contribuir a seguir esta filosofía de vida, alejada, dentro de mis posibilidades, del afán consumista y del paso “devorador” por este planeta… Y mientras voy por este camino, manejando al mismo tiempo las nuevas tecnologías, algo que no dejaba de parecerme contradictorio, tropiezo con una iniciativa que nunca se me hubiera pasado por la imaginación: Mi blog es CO2 neutral.
He encontrado una manera de contribuir a la mejora del medio ambiente al mismo tiempo que utilizo una de esas herramientas de última tecnología, mi blog. A cambio de escribir esta reflexión estoy apadrinando un árbol y contribuyendo a neutralizar las emisiones de CO2 de mi blog durante 5 años. Aunque resulte un tanto simbólico me hace sentir bien y animo a los demás a que realicen actos de este tipo, ya no solamente para sentirse bien, sino porque las pequeñas cosas que realizamos en la vida cotidiana son las que contribuyen a obtener cambios importantes.

Hello world! Por qué no ?

¿Por qué no usar el título que WordPress nos proporciona como ejemplo? Es una bonita manera de iniciar el primer post en un blog… sí, ya sé que es la típica frase archiconocida en todos los idiomas pero a mi me ha apetecido no borrarla y utilizarla.

Desde hace un tiempo me rondaba por la cabeza crear este blog, por varias razones: por empezar a relacionarme con mis futuros compañeros de profesión, la traducción, aunque las relaciones se pueden establecer por otros medios, evidentemente, pero este es uno de ellos; también por empezar a escribir numerosas inquietudes y reflexiones que me apetecía compartir con los demás, la verdad es que le estoy cogiendo afición a estas cosas del escribir… hace unos días, alentada por mi profesora de Estilística de la llengua catalana, me atreví a dar el paso de escribir un poema, quizás algún día lo publique aquí, de momento queda guardado para mi.

Como todavía estoy casi en mitad del recorrido para poder considerarme una traductora (estoy en 2º curso del grado Traducción y Mediación Interlingüística en la Universitat de València) de momento no tendré tantas publicaciones relacionadas con el mundo de la traducción como otros de mis compañeros, de ahí la segunda parte del título de este blog: …y algo más.